Javier Franco TOPPER

7 de octubre de 2013

Volando en 707, 727 y 737

Volando en 707, 727 y 737
HK-1271
Desde abril de 2010, cuando volé por primera vez en un clásico jet de pasajeros de Boeing, me mentalicé de querer hacerlo en otros más y poder completar una corta lista difícil de finalizar dentro de mis posibilidades. Ya van tres años y en ese tiempo han sido tres los clásicos ruidosos, análogos, rápidos y esbeltos en los que he tenido el placer de viajar. Acá un poquito sobre cada uno de esos vuelos en Boeing 707, 727 y 737.

Boeing 737-200
El 19 de abril de 2010 a las 13:54 hora local, el Boeing 737-2E3 de matrícula HC-CFO, con serial de fábrica 22703/811 y construido en 1981, comenzó su rodaje para operar el vuelo de Aerogal número 2K060 entre el antiguo Aeropuerto Internacional Mariscal Sucre (UIO/SEQM) de Quito y el Aeropuerto Internacional José Joaquín de Olmedo (GYE/SEGU) de Guayaquil.

Volando en 707, 727 y 737
HC-CFO
A bordo me acompañaban Andrés Ramírez y Pablo Ortega; los tres nos habíamos aventurado a un viaje de spotters a Ecuador para aprovechar los que, pensábamos, iban a ser los últimos días de operación del hoy cerrado antiguo aeropuerto de Quito. Posteriormente se nos uniría Andrés Restrepo.

Como buenos aficionados, cada uno tomó un puesto en ventana. En aquellos días yo todavía no llevaba registro del número de asiento, pero según he revisado, el mío podría haber sido el 8F, es decir: octava fila, ventana del costado izquierdo, justo en la raíz alar.

Volando en 707, 727 y 737
HC-CFO en Guayaquil
Este viaje de ida y vuelta entre Quito y Guayaquil, había sido muy económico, alrededor de COP$200.000 (US$100 aproximadamente) y comenzó de manera graciosa cuando compramos los tiquetes, ya que especificamos vehementemente que el avión fuera un 737-200. En el mostrador de Aerogal al parecer no entendían nuestro interés de volar en el avión clásico y nos ofrecían un vuelo en otro horario y operado en 737-500. Por lo que podíamos ver, allí parecía que creían que no queríamos volar en el -200 por temor.

Volando en 707, 727 y 737
HC-CFD de Ícaro
Vale la pena mencionar que nuestro interés inicial viajar con la desaparecida aerolínea Ícaro Air, que en aquél momento estaba operando un único 737-236 (c/n: 21801/669, construido en 1980), el HC-CFD, por lo que era todavía más extraño volar en ese avión.

Andrés, Pablo y yo quedamos solos en nuestras respectivas filas. Yo me dispuse a revisar los bolsillos de las dos sillas junto a mí para ver las tarjetas de seguridad y para mi sorpresa encontré dos de Boeing 737 y una de Boeing 727.

Volando en 707, 727 y 737
FAE-691, detrás de él, un helicóptero
HAL Dhruv
El vuelo despegó de la antigua pista 35 y cubrió los aproximadamente 270 kilómetros entre Quito y Guayaquil en 42 minutos. Aterrizamos por la pista 21 y nos sorprendimos gratamente con la altísima calidad de la infraestructura del aeropuerto de Guayaquil. Durante el rodaje pudimos ver el Boeing 727-134, FAE-691/HC-BLE (c/n: 19691/487 construido en 1967) de la Fuerza Aérea Ecuatoriana.

Ya que nuestro vuelo de regreso partía cerca de las 21:00 hora local, nos dedicamos a hacer un poco de turismo por Guayaquil. A pesar de que Andrés le huyó al vallenato viajando lejos de Colombia, lo encontramos en un taxi que nos llevó del aeropuerto hacia el Malecón Simón Bolívar y el Faro Las Peñas, un sector muy bonito y agradable para caminar.

Volando en 707, 727 y 737
Los 444 escalones
Volando en 707, 727 y 737
Aeropuerto de Guayaquil desde
el faro

Subimos a la cima de la colina por los 444 escalones y al llegar ascendimos hasta lo más alto del Faro, desde donde se aprecia muy bien Guayaquil y el aeropuerto. Estuvimos allí un rato viendo aterrizar los aviones, con la fortuna de ver a otro buen compañero, Andrés Dallimonti, llegando en un vuelo de Avianca operado en Fokker 100.

Descendimos, caminamos por el malecón, disfrutamos un rico bocado en un agradable lugar de comida de mar, tuvimos una fructífera reunión y nos desplazamos de vuelta al aeropuerto a esperar el viaje de retorno.

Volando en 707, 727 y 737
HC-CGA
Volando en 707, 727 y 737
HC-CGA
El avión que nos llevó de vuelta a Quito fue el Boeing 737-247 de matrícula HC-CGA (c/n: 23188/1071, construido en 1984), cumpliendo el vuelo de Aerogal 2K075. Nuevamente pedimos sillas en distintas filas, siendo la mía la 18A, antepenúltima fila al costado derecho. La diferencia de ubicarse delante o atrás de los motores, especialmente en este avión propulsado por dos Pratt & Whitney JT8D-17A(HK3), se hizo más evidente ahora. Nunca escuché ninguno de los anuncios de la tripulación y sentía que debería haber llevado tapa oídos.

A las 21:20 el avión rodó y salimos hacia Quito, cubriendo la distancia en 30 minutos. La mayoría, si no todos los pasajeros, pertenecían a un equipo de fútbol profesional de primera división de la liga ecuatoriana, por lo que después nos dieron a entender nuestros amigos spotters ecuatorianos, que realmente veníamos en un vuelo charteado donde nos vendieron asientos.




Boeing 707 (KC-137)

Volando en 707, 727 y 737
FAC1201, "Zeus"
Poco tiempo después, el 29 de octubre del mismo año, las circunstancias se unieron para que disfrutara de uno de los aviones más anhelados por los entusiastas de la aviación colombiana: El Boeing KC-137, FAC1201 “Zeus” de la Fuerza Aérea Colombiana (c/n: 19716/644, construido en 1967).

Este avión fue producido como un 707-373C, pero actualmente su denominación es KC-137, debido a su rol como avión cisterna, y de transporte de carga y pasajeros.

El motivo fue ni más ni menos que el retiro del servicio activo de la FAC de los venerables aviones cazabombarderos Mirage 5. Pocas horas antes de que la Institución realizara una ceremonia especial para homenajear al avión y todos quienes tuvieron que ver con su operación durante 38 años, me enteré del evento y tuve la buena suerte de lograr asistir al mismo con el beneplácito del alto mando de la FAC.

Con todo preparado, llegué al Comando Aéreo de Transporte Militar CATAM ubicado en el Aeropuerto Internacional El Dorado (BOG/SKBO) de Bogotá, sin embargo no me encontraba en la lista de acceso a la unidad militar. Un par de llamadas y en pocos minutos un vehículo blindado apareció para llevarme hasta la zona de despacho de vuelos de la base, donde me mandaron a esperar en la sala VIP.

Mientras veía los demás aviones en plataforma por las ventanas empezaron a llegar más pasajeros, de los cuales reconocí a varios. Todos compartían algo en común: habían volado el Mirage o habían sido comandantes de la FAC o altos mandos de la misma en épocas anteriores. Me sentía pequeño estando allí y luego me enteré que el avión que nos transportaría no sería un C-130 Hércules (cómo yo tenía entendido que sería) sino nada más ni nada menos que “Zeus”.

Volando en 707, 727 y 737
FAC1201 "Zeus"
Poco después de las 15:00 hora local, nos desplazamos por la plataforma hacia el avión. Sin duda fue muy emocionante enterarme a último minuto que este sería nuestro transporte. Ascendí las escaleras, saludé a la tripulación, les comenté sobre mi emoción al viajar en esta aeronave y me dispuse a ubicar una posición privilegiada para poder grabar algo de video y tomar algunas fotos; por lo que quedé en una silla de ventana ubicada delante del ala izquierda. Después pensé que debería haberme hecho atrás, con los demás invitados, y no adelante con los ex generales y ex coroneles de la FAC.

Poco después de las 15:26 horas el avión empezó su rodaje hacia la pista 31R. La luz de la tarde iluminaba toda la terminal y las aeronaves en rodaje, el sonido de los cuatro motores Pratt & Whitney JT3D-3B era suave y ronroneante, sólo hasta ubicarnos en posición y acelerar, cuando la cabina se inundó de un ruido que sólo podría describir como emocionante.

La carrera fue relativamente larga para el peso que más o menos calculé que tendría la aeronave, que a primera vista no parecía ser mucho, ya que estaba configurado para carga (pero vacío) en la zona entre la cabina y la raíz alar, y de allí hasta el fondo con sillas, que no iban totalmente ocupadas.

Los 104 kilómetros entre Bogotá y la Base Aérea Capitán Germán Olano (PQE/SKPQ), localizada en Puerto Salgar, Cundinamarca, y donde está estacionado el Comando Aéreo de Combate Número 1, CACOM 1, también conocido como “la casa del avión de caza”, fueron rápidamente cubiertos en 45 minutos. Bastante entretenido fue ver la sombra del avión entre las nubes y la pequeña hélice que alimenta el sistema eléctrico del pod de reabastecimiento de combustible girar libremente.

Volando en 707, 727 y 737
Aproximación a Palanquero
La aproximación a la pista 01 de la Base fue interesante, ya que se hizo por sobre el Río Magdalena, bordeando una pequeña cadena montañosa al oriente del mismo. Al aterrizar escuché varios comentarios calificando al piloto, cosa que creí natural al pensar que varios de los pasajeros habrían volado infinidad de veces en este avión, incluso como tripulación.

“Zeus” estacionó en la plataforma de la zona operativa de la base, aquella donde se encuentran los cobertores para los aviones de combate, y los pasajeros nos desplazamos en buses hacia la otra plataforma localizada al occidente de la pista. Allí, en el hangar de motores, se llevó a cabo la emocionante ceremonia.

Fue una tarde larga que finalizó con una cena en las instalaciones de la base. La lluvia acompañó el final de la misma, por lo que los pasajeros que retornábamos a Bogotá nos refugiamos en un edificio adyacente mientras el avión venía desde una plataforma a la otra. A las 22:15 comenzó el rodaje con la mayoría de viajeros durmiendo.

38 minutos después aterrizábamos de nuevo en Bogotá, finalizando otro pequeño, pero épico viaje a bordo de un clásico jet de Boeing.



Boeing 727-200
Pasaron casi dos años para que nuevamente se me diera la oportunidad de ir completando la lista, esta vez con el mítico Boeing 727, con dos vuelos en un -200 y dos más en un -100.

Las cosas del trabajo y vivir día a día con las narices metidas de lleno en el medio de la aviación fueron uniendo las piezas para que el 22 de agosto de 2013 pudiera por fin volar en el jet trimotor de Boeing.

Ese día, a las 5:00 horas, arribamos a las instalaciones de Líneas Aéreas Suramericanas LAS, ubicadas en el aeropuerto El Dorado. Nos esperaba la tripulación que realizaría el vuelo de la compañía entre Bogotá y el Aeropuerto Internacional Hato (CUR/TNCC) que sirve a Willemstad, capital de la isla de Curazao, en las Antillas Holandesas.

Volando en 707, 727 y 737
HK-4636 en Curazao
En esta ocasión realizaríamos unas fotografías de la aeronave en este destino caribeño, por lo que acompañamos a la carga compuesta exclusivamente por flores. Luego de algunos trámites y un poco de espera, finalmente abordamos el avión, un Boeing 727-2S2F/Adv(RE) Super 27, con serial de fábrica 22927/1821, construido en 1983 e impulsado por tres Pratt & Whitney JT8D-217C/17A.

Comenzamos el rodaje a las 7:20 hora local desde la nueva plataforma de carga internacional de El Dorado, y bien ajustados al no muy cómodo jumpseat de la cabina de carga. La única ventana que nos daba algo de luz, la de la puerta principal, no era suficiente como para adivinar en qué lugar estábamos, y el frío y la ansiedad jugaban un papel importante. Atiné que despegamos de la 13R y comenzamos el ascenso para cubrir los aproximadamente 1.010 kilómetros que nos separaban del Caribe en poco más de una hora y media.

Volando en 707, 727 y 737
HK-4636
34.000 pies de altura de crucero, a una velocidad de cerca de 280 nudos, nos llevaron por el oriente colombiano y Venezuela hasta la pista 11 del aeropuerto. Nos ubicamos en la zona de carga y mientras se realizaba la descarga de las flores tomamos algunas fotografías, no sin antes tener que esperar un buen rato mientras se desempañaban los lentes de las cámaras, que al venir en la bodega de carga a tan baja temperatura, quedaron totalmente inservibles en la cálida Curazao.

Dos horas después comenzamos a rodar hacia la misma pista. Con el avión vacío, en un aeropuerto a nivel del mar y con la fuerza de los motores, la carrera de despegue fue increíblemente corta y el ascenso muy rápido. En esta ocasión cubrimos la distancia más rápidamente y aterrizamos en la 13L de Bogotá luego del medio día.

Boeing 727-100
El 727-100, más clásico aún, llegaría hace poco. Nuevamente la oportunidad de tomar fotos en un destino muy diferente a Bogotá motivó que pudiera viajar en uno de los más antiguos 727 que todavía vuela en Colombia, un verdadero clásico y más que colombiano por adopción: el HK-1271.

Este es un Boeing 727-24C, con número de construcción 19524/428 y construido en 1967; más de 40 años surcando los cielos y aun en buena capacidad de seguir haciéndolo.

Volando en 707, 727 y 737
HK-1271 en Arauca
En esta ocasión cumpliría el vuelo de Líneas Aéreas Suramericanas LAU2018 entre Bogotá y el aeropuerto Santiago Pérez Quiroz (AUC/SKUC) de Arauca el jueves 3 de octubre de 2013. Este es un vuelo más o menos regular que apoya las operaciones petrolíferas del oriente colombiano, llevando en su mayoría tubos de perforación, que en el viaje de ida son nuevos o arreglados, y en el de vuelta son dañados o que se envían a reparar; además de otras cargas más pequeñas.

Este 727 tiene la capacidad de llevar tres pasajeros en una sola fila de tres asientos ubicada en la zona de carga.

A las 14:30 hora local comenzamos el rodaje desde la plataforma de LAS en El Dorado, hacia la pista 13L. La posibilidad de vivir toda la experiencia del vuelo desde la cabina es indudablemente muy emocionante. El trabajo conjunto de piloto, copiloto, ingeniero de vuelo y técnico; es completamente coordinado y en cada una de las fases del vuelo, la responsabilidad de cada uno es altísima, pero queda en evidencia cómo la experiencia le permite a esta tripulación desarrollar la tarea sin dificultades.

Pienso en que en esta misma cabina, durante muchos años, muchísimas tripulaciones han llevado a cabo los mismos procedimientos, llevando pasajeros o carga. Muchas veces, antes de que la tecnología tuviera el nivel que tiene hoy en día, cada uno de los sistemas de abordo cumplía su función igual que lo hace hoy en día. Es impresionante ver cómo todo funciona y sigue siendo capaz de cumplir la tarea para la cual fue diseñado.

Volando en 707, 727 y 737
Aeropuerto de Arauca
Arauca está separada de Bogotá por aproximadamente 460 kilómetros, que a una altura de 24.000 pies y a una velocidad de cerca de 280 nudos, son cubiertos en menos de una hora. La llegada por la pista 11 es un poco compleja, especialmente en la fase final de aproximación cuando los árboles que rodean el aeródromo se ven cada vez más cerca y altos; el aeropuerto es como un pequeño agujero en medio de los árboles.

Aterrizamos sin novedad y nos dirigimos a la plataforma de carga. En la plataforma de pasajeros alcanzo a identificar una Cessna 172 de Saviare y en la plataforma de carga muere lentamente una Cessna 421C Golden Eagle, HK-4683 (c/n: 421C0062) ex Ambulancias Aéreas de Colombia, que sufrió un incidente en este aeropuerto el 23 de agosto de 2012. Según tengo entendido, este avión era recuperable, pero en algún momento luego del incidente sucedió algo que aumentó el daño que ya había recibido y no pudo volver a volar.

Volando en 707, 727 y 737
HK-4683
El largo tiempo que toma la compleja labor de descargar los tubos de perforación, es más que suficiente para hacer unas buenas fotos del avión en la plataforma, especialmente cuando el sol cae con el atardecer. Según el cronograma original el 727 llevaría carga de vuelta a Bogotá, por lo que la salida estaba planeada poco después de las 18:00 horas. Sin embargo, un accidente en la vía hizo que la carga retrasara su llegada al aeropuerto y nos obligara a salir más temprano de lo planeado, prácticamente vacíos.

A las 17:55 horas comenzamos el rodaje en una plataforma con algunas imperfecciones, lo que hace de la maniobra algo exigente para la tripulación que además tiene reducida la visibilidad por la hora del día. Salimos por la calle de rodaje A hacia la pista 11 y luego del giro de 180° comenzamos el despegue.

Me habían comentado sobre una ondulación fuerte en la pista, pero no imaginé que lo fuera tanto. Más o menos en la mitad de la carrera de despegue, el avión pega un salto y “vuela” brevemente por este resalto en el asfalto. Poco después rotamos y comenzamos el ascenso para retornar a Bogotá.

Volando en 707, 727 y 737
HK-1271
La noche cae y el escenario cambia. Las luces rojas y amarillas de la cabina se unen a tormentas que rodean nuestro camino, pero que afortunadamente no se nos atraviesan. Comenzamos la aproximación hacia Bogotá con el consabido estrés que trae para la tripulación entrar al congestionado tráfico que entra y sale de El Dorado.

Nos enfilamos hacia la 13L y sentamos ruedas pocos minutos antes de las 19:00, dirigiéndonos hacia la plataforma de LAS y concluyendo otro pequeño, pero épico viaje.

Datos de los aviones

Boeing KC-137 (707-373C)

- Serial de fábrica: 19716/644

- Fecha de entrega de fábrica: 3 de noviembre de 1967
- Historial de matrículas:
  • N368WA – World Airways
  • AP-AWD – PIA Pakistan International Airlines
  • N368WA – Korean Air
  • HL7425 – Korean Air
  • FAC1201 – Fuerza Aérea Colombiana
Boeing 727-24

- Serial de fábrica: 19524/428

- Fecha de entrega de fábrica: 23 de junio de 1967
- Historial de matrículas:
  • N2471 – The Boeing Company
  • N2471 – Continental Airlines
  • N5475 – The Boeing Company
  • HK-1271 – Avianca
  • HK-1271 – SAM Colombia
  • HK-1271 – Líneas Aéreas Suramericanas LAS
Boeing 727-2S2F/Adv(RE) Super 27

- Serial de fábrica: 22927/1821

- Fecha de entrega de fábrica: 5 de agosto de 1983
- Historial de matrículas:
  • N205FE- The Boeing Company
  • N205FE – FedEx
  • N129FB
  • HK-4636 – Líneas Aéreas Suramericanas LAS
Boeing 737-247

- Serial de fábrica: 23188/1071

- Fecha de entrega de fábrica: 4 de diciembre de 1984
- Historial de matrículas:
  • N240WA – Western Airlines
  • B-2509 – CAAC
  • B-2509 – China Southern Airlines
  • B-2509 – Xiamen Airlines
  • UR-GAC – Ukraine International Airlines
  • PK-KKL – AdamAir
  • HC-CGA – Aerogal
  • OB-1954 – Peruvian Airlines
Boeing 737-2E3

- Serial de fábrica: 22703/811

- Fecha de entrega de fábrica: 17 de octubre de 1981
- Historial de matrículas:
  • CC-CIN – Ladeco
  • EI-BRZ – Guiness Peat Aviation
  • EC-DYZ – Spantax
  • G-BNZT – Air UK Leisure
  • G-IBTY – British Airways
  • G-IBTY – Gibraltar Airways
  • VT-EWB – EAST-WEST Airlines
  • 9M-VMB
  • C-FCWJ – WestJet
  • HC-CFO – Aerogal 
  • YV4987 – Estelar

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada